dimecres, 24 de desembre de 2008

Estos vampiros traman algo...


Si es que no hay más que verlos, que algo malo esconden.

Son los vampiros de True Blood (Sangre Fresca en castellano), el último trabajo de Alan E. Ball, guionista de American Beauty o A dos Metros Bajo Tierra.

En esta serie extraoficialmente: los vampiros existen. Oficialmente: también.

Desde que los japoneses inventaron la sangre sintética (comercializada como True Blood), los vampiros decidieron salir del "armario" e integrarse en la sociedad. Ya no tienen que comer humanos. Su zumo de sangre les aporta los nutrientes necesarios para sobrevivir... pero ya se sabe, donde se ponga un buen chupetón, que se quite lo demás.

Pues tan importante es la "integración" de los vástagos que en EUA tienen reconocido el derecho al voto. (¿Serán demócratas o republicanos?)

La historia se desarrollará en un pequeño pueblo de Louisiana donde nuestros amigos de colmillos afilados interaccionarán y cortejarán a las jóvenes del lugar.

Un buen punto de partida aderezado con una gran carga de humor negro, a la que Ball nos tiene acostumbrados.

Advertimos, abstenerse quienes se mareen con la sangre o sean pudorosos al ver muchos desnudos, ya que la HBO (productora de la serie), como viene siendo habitual, omite la censura en sus productos.

Podréis ver esta serie por Canal+ o a través de los muchos links de descarga directa que hay disponibles en la red. Para más información poneos en contacto en jove.santandreudelabarca@gmail.com

Capturas:

1 Comentário:

anaaa ha dit...

olaaa oie crepusculo vale como vampiroo no xD